Amplio repudio al espionaje ilegal por parte de la AFI

El jefe de los parlamentarios nacionales anidados de Together for Change, Mario Negri Repudió «cualquier tipo de espionaje que exista fuera de la ley» y argumentó que «desde la década de 1990, los servicios de inteligencia han sido un punto negro y negro de la política argentina».

Aunque dijo que «no» tenía «más que información periodística» sobre el tema, el diputado radical enfatizó la necesidad de que la política esté «a la altura de la situación».

Su compañero de equipo y, a su vez, presidente de la UCR nacional, Alfredo Cornejo, expresó su deseo de que «la justicia desenrede el enredo» del presunto espionaje ilegal durante la administración de Mauricio Macri, y reconoció que las «sospechas» tienen «siempre», en cualquier gobierno, la posibilidad de «escuchar» por parte de los agentes de inteligencia.

«Todavía tengo sospechas, dentro del gobierno de Macri y con este gobierno más que antes», dijo Cornejo; quien se declaró «respetuoso de la República», por lo que pidió esperar hasta que «la justicia desenrede este enredo» y ver «lo que dicen las investigaciones» porque, aseguró, antes de ver «Muchas quejas que no eran más que puro humo».

Sin embargo, jefe del gobierno de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta – uno de los líderes, que según la denuncia, está en la lista de víctimas de espionaje ilegal – confirmó que irá a los tribunales federales en Lomas de Zamora esta semana para averiguar el caso, aunque está dice «convencido» de que el ex presidente Macri «no tiene nada que ver con eso».

Cristina Caamano

Cristina Caamao

«Esta semana, compareceré ante el juez que me citó como víctima; estoy seguro de que el sistema de justicia investigará a fondo para determinar los hechos y las responsabilidades», dijo Larreta en declaraciones periodísticas.

«Rechazo estos procedimientos, ni a mí ni a nadie, pero estoy convencido de que ni Mauricio Macri ni su gobierno han tomado una decisión política en esta dirección: estoy convencido de que no tiene nada que ver con esto», un dijo Larreta.

Por su parte, el diputado nacional del Frente Todos, Eduardo Valdés, aseguró que «es hora de poner fin» a la red de espionaje de inteligencia y argumentó que es «una excelente oportunidad para llegar al fondo de las cosas».

El legislador en el poder afirmó: «la alcantarilla es transversal: no me importa a quién pertenece, lo que quiero es que pongamos fin a esta forma» de actuar por parte de las agencias de inteligencia.

«Le planteé a (Cristian) Ritondo, presidente de los diputados PRO, que también fue espiado y con quien comparto una comisión (el bicameral de las agencias de inteligencia), que tenemos una excelente oportunidad para profundizar en esto «, aseguró el diputado nacional.

El legislador de Buenos Aires. Myriam bregman También aseguró que se presentaría como víctima del presunto caso de espionaje ilegal «para que la impunidad no genere más impunidad», luego de encontrar en las listas de la AFI que el Partido Socialista de los Trabajadores ( PTS) fue uno de los objetivos del monitoreo ilegal de la gestión de Cambiemos.

«Estas fueron prácticas generalizadas y sistemáticas, que no deben considerarse como eventos aislados. Hubo una intervención muy fuerte en el poder judicial, Patricia Bullrich presentó casos penales contra Nicolás del Caño y contra mí». no me sorprenda porque es una comuna «, dijo Bregman, quien pidió el fin de las» cuevas de la democracia «con las que» varios gobiernos constitucionales han convivido «.

Desde el nivel eclesiástico, el sacerdote Francisco «Paco» Oliveira, quien también aparecerá como demandante en el caso con «un grupo de investigadores», patrocinado por la Asamblea Permanente de Derechos Humanos, cuestionó el hecho de que funcionarios del gobierno anterior «habían sido la boca de la institucionalidad y han hecho lo contrario «.

«Sabíamos quiénes eran estos gángsters, pero realmente creo que gastaron mucho más de lo que podíamos pensar», dijo el ex pastor de Isla Maciel, del Grupo de Opción para la Curación de los Pobres. y agregó: «Te diste cuenta de que sabían cosas de las que habías estado hablando muy personalmente con otro sacerdote».

Finalmente, dijo: «Personalmente, es casi un orgullo que estas personas lo investiguen, lo persigan, quieran crear archivos. Ahora, el problema es la gravedad institucional».

A nivel educativo, el rector de la Universidad Nacional del Sur (UNS) de Bahía Blanca, Daniel Vega, repudió el presunto espionaje realizado contra el profesor e investigador de Conicet, Francisco Cantamutto, cuyo nombre aparece en las listas.

«Entendemos que si se verifican las acciones ilegales denunciadas, deben ser objeto de repudio de toda la sociedad que ha elegido la vida democrática para nuestro país, la pluralidad de ideas y el respeto a la libertad, para el estado de la ley y las garantías constitucionales «, dijo. Vega en un comunicado.

El propio Cantamutto le dijo a Telam: «Creo que es una buena noticia que salga de las catacumbas y comience a discutir públicamente este obstáculo antidemocrático».

«Descubrí que me espiaron en noviembre de 2017 y, de hecho, presenté un recurso de Habeas Data en diciembre del mismo año; en ese momento, me negaron el acceso a la undécima reunión Ministerial de la Organización Mundial de Comercio que se celebró en Buenos Aires. Aires para obtener datos sobre mi comportamiento y mi persona «, dijo.



Fuente: Telam | Ver noticia

Dejar un comentario