Prevén que la próxima siembra de trigo sea la más alta de los últimos 20 años

La próxima siembra de cereales de invierno será un 2% más alta que la temporada anterior, mientras que el cereal principal, el trigo, crecerá un 3% a 6,8 millones de hectáreas, «el área más grande de Los últimos «» economistas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires han anticipado el lanzamiento de la hermosa campaña 2020/2021 que se ha llevado a cabo virtualmente.

La experta de la entidad en estimaciones agrícolas, Daniela Venturino, recordó que el año anterior la siembra de trigo fue de 6.6 millones de hectáreas, hablando en el lanzamiento de la próxima hermosa temporada en el Cereal de Buenos Aires. Intercambiar.

«En el informe previo a la campaña preparado por la Cereal Exchange, se estimaron 6,7 millones de hectáreas, y el aumento de 100.000 hectáreas está vinculado a las buenas perspectivas climáticas y los escenarios económicos favorables», dijo Venturino

El especialista señaló que el área para el cultivo de trigo aumentó en un 61% entre las temporadas 2015-16 y 2019-20, mientras que el área correspondiente a la cebada disminuyó.

«El pronóstico de suficiente humedad y suministro de agua debido a las lluvias de los últimos días ha respaldado la intención de plantar trigo», dijo Venturino.

Agregando un pronóstico de siembra de cebada de 950,000 hectáreas (5.5% menos que el ciclo anterior) a los cereales, el área total para cultivos de invierno alcanzaría los 7.75 millones, un aumento interanual estimado de 1.97%. .

El analista de la bolsa de cereales, Juan Pablo Gianatiempo, apoyó estas previsiones y señaló que el precio futuro del trigo para el productor para enero de 2021 «está en promedio en niveles similares a la temporada pasada, y si los dos últimos semanas de abril, es superior a enero de 2020 «.

Además, «la proporción de insumos para cereales ha mejorado en un 13% en comparación con el ciclo anterior, y es más favorable que en las últimas cuatro temporadas, debido a los precios más bajos de los herbicidas y fertilizantes, y los combustibles «dijo Gianatiempo. .

Luego, encuentra buenas perspectivas para el grano porque es «un producto esencial para el consumo, con menos elasticidad de ingresos», y debido a la «reorganización de los regímenes ante la caída de los ingresos en los países en desarrollo». , que recurren al consumo de cereales.

El trigo, además, muestra una «independencia relativa de los mercados energéticos», a diferencia del maíz y la soja, mientras que las medidas restrictivas para el comercio internacional pueden causar «picos de precios», como en 2008-09 y 2011-12.

Gianatiempo también señaló que las existencias mundiales de trigo «están en niveles récord, pero se concentran en China, que tiene una baja participación en el comercio internacional de granos».

Fuera de este país, advirtió el analista, la relación de consumo de inventario «es una de las más bajas en campañas recientes, extremadamente ajustada y con menos capacidad de reacción» ante posibles problemas de suministro debido a problemas climáticos. en partes del Mar Negro y partes de Europa.

El investigador de la beca de Buenos Aires, Juan Brihet, por su parte, destacó el fuerte impacto esperado por la tendencia al alza en el uso de fertilizantes, que aumentó en un 7% entre la campaña de trigo 2018-19 y la campaña 2019-20 (1,5 a 1,6 millones de toneladas).

Para el ciclo 2020-2021, «se proyecta un aumento adicional de entre 4 y 6%, hasta 1,66 o 1,7 millones de toneladas», calculó el especialista.

Brihet dijo que «el uso de fertilizantes para el cultivo de trigo se ha más que duplicado en comparación con hace cinco años cuando se usaron 700,000 toneladas, lo que ha mejorado la calidad de la producción, con un aumento de 0.5 puntos en la proteína del grano «.

«Por lo tanto, se ha alcanzado un nuevo estándar global con el trigo en los últimos cuatro años», concluyó el analista de Cereal Exchange.



Fuente: Telam | Ver noticia

Dejar un comentario